El primer operador turístico de las Islas Cook, miembro del grupo Turama

Historia y Cultura

Descedencia polinesia

Fue durante la gran migración Polinesia, que tuvo lugar a partir del 1500 A.C. en los Océanos Indico y Pacifico, que las 15 islas que componen las Islas Cook fueron descubiertas entre el 500 y el 800 A.C. Este pequeño conjunto de islas, situado en el corazón del triángulo polinesio, fue así habitado por aquellos navegadores expertos conocidos por sus viajes épicos a través de los vastos océanos en enormes canoas de dobre casco, o vaka, guiados solamente por el viento y las estrellas. Las Islas Cook son relativamente jóvenes a nivel arqueológico con respeto a países como Tonga o Fiji que fueron habitados hace unos 3500 años. Los sitios arqueológicos más antiguos de las Islas Cook han sido datados entre hace 2500 y 1500 años de antiguedad.

Influencias europeas

El explorador español Alvaro de Mendana y el portugués Pedro Fernandez de Quiros empezaron a aventurarse en la región avistando por primera la isla de Pukapuka en el 1595, y Rakahanga en el 1606. Esto pasó 160 años antes que el ilustre capitán ingles James Cook empezó su navegación desde Tahití con la Royal Navy Endeavour en búsqueda del 'Gran continente meridional'. Descubriendo la isla de Manuae en el 1773, la nombró Hervey Island, como el célebre almirante británico. En el 1777 James Cook llegó a las islas de Palmerston, Takutea, Mangaia y Atiu. Alrededor del 1830, en reconocimiento de estos descubrimientos, el cartógrafo ruso Von Krusenstern dio el título de Islas Cook a todo el archipiélago sur. La London Missionary Society introdujo el cristianismo en el 1821 de la ya colonizadas Islas de la Sociedad. El cristianismo, en contraste con la religón politeísta de la población nativa, fue aceptado durante los siglos siguientes llegando a ser la religión más profesada en las Islas Cook.

Vida contemporánea

Mientras que el poder político en la antigüedad estaba en manos de los líderes del pueblo, llamados Ariki, con la llegada de los europeos y el advenimiento del cristianismo, en el siglo XIX, Gran Bretaña instituyó un parlamento federal. En 1901 las islas pasaron bajo la dirección de Nueva Zelanda. El estado de autonomía se alcanzó el 4 de agosto 1965, aunque manteniendo a modelo monárquico británico. Hasta ahora, las Islas Cook son una democracia representativa con un sistema parlamentario en libre asociación con Nueva Zelanda. La población local todavía da gran importancia a los líderes del pueblo, los Ariki, cuya dinastía se remota a 1250 A.C., los cuales son consultados acerca de todas las cuestiones sociales.